Novias al borde de un ataque de nervios: 5 pesadillas de una novia

Novias al borde de un ataque de nervios: 5 pesadillas de una novia

¡Que levante la mano la novia que no haya tenido un ataque de nervios a pocos día de su boda!

Quizás por qué tu primo con su pareja te haya dicho tres días antes de la boda que no podían asistir dejando dos huecos en su mesa!

O por qué las letras gigantes en madera que habías pedido aún no han llegado y solo faltan 2 día al día B!

Las pesadillas de una novia durante la organización de su boda podrían ser miles, en este artículo encontrarás 5, las que todas la novias, o casi, han tenido antes de casarse, ¿y tú?

Pesadilla de una novia
Vestido de novia

Pesadilla #1: El vestido me quedará fatal!

Quizás, una de la pesadilla de una novia más común es su vestido, o sea:

«y si este vestido tan precioso, que siempre me he imaginado desde la infancia, el día B ¿no me quedará perfecto?»

A veces pasa que estrés y ansiedad puedan provocar cambios de peso, pero no hace falta preocuparse, porque el vestido siempre se puede arreglar en el último momento, solo habrá que confiar en manos expertas.

Pesadilla #2: ¿Me he olvidado de invitar a alguien?

Los invitados en muchos casos representan una pesadilla desde el primer día de la organización de la boda.

Siempre tardan mucho en confirmar su presencia, y a veces lo que pasa por la cabeza de la novia es: «¿¿y si el gran día irán también los que no han confirmado?? ¿Qué hago con las mesas?»

Un consejo es añadir una mesa vacía, así que se pueda utilizar en casos de emergencia.

Pesadillas de una novia
Alianzas

Pesadilla #3: Las alianzas… ¿¿dónde están las alianzas??

Otra pesadilla de una novia muy frecuente es sin dudas olvidar de los detalles que se pueden olvidar, entre todos las alianzas:

«¿A quien he dado la tarea de llevarla en el lugar de la celebración? Es una persona de confianza? ¿Puedo contar con el/ella?» .

Mejor preguntárselo antes, ¿te parece?

Por qué si has confiado el tu mejor amigo que nunca llega a tiempo a una cita, quizás habrá que pensártelo bien…

Pesadilla #4: ¿¿¿Y si el día de mi boda va a llover???

Esta pesadilla se puede tranquilamente poner entre las peores circunstancias que se puedan concretizar en el Gran día para una novia: la lluvia!

Si vuestro banquete es al aire libre, probablemente ya tendrás programado también un plan B, que puede ser la sala interior del restaurante o un estructura de protección para los jardines.

De todas formas, en caso de lluvia (tranquila, solo es una hipótesis, ¡nunca pasará!) tu y tus damas de honor, podéis llevar cada una un bonito paraguas y sacar fotos preciosas bajo de la lluvias!

Pesadillas de una novia
Pesadillas de una novia

Pesadilla #5: ¿¿¿Y si me caigo durante la entrada???

En fin, encontramos la pesadilla número 5, la que casi todas las novias han imaginado durante la organización de su boda:

«¿¿¿Y si me caigo durante la entrada???».

Además de ser una pesadilla, sería también algo bastante vergonzoso y mortificante, así que nuestro consejo es caminar muy muy despacio y dejas que tus damas de honor levanten la cola para ayudarte durante la entrada. ¡Todo saldrá a la perfección!

¿Y tú? Cuál es tu peor pesadilla?

¡No te pierdas nuestros consejos sobre la organización de tu boda, regístrate a nuestra Newsletter!

Deja un comentario

El libro de la novia